• Hotline +33 (0)1 81 93 09 00
  • Nuestras tiendas
  • Mi cuenta

¿CÓMO ELEGIR UNA GUITARRA ACÚSTICA?


Encontrar la guitarra acústica (término genérico que puede designar una guitarra folk de cuerdas de acero, una clásica de cuerdas de nylon o una guitarra “manouche”) , no es una tarea fácil para un neófito, ya que hay muchos factores a tener en cuenta. En primer lugar, es imprescindible hacer un balance personal sobre una serie de cuestiones: nivel de práctica, gustos musicales, necesidades y exigencias, presupuesto, etc.

Una vez hecha esta primera reflexión, podrás, gracias a la guía que te presentamos a continuación, pasar a un análisis más técnico de los distintos criterios de elección (tipo de cuerdas, formato, madera...) que te permitirá elegir la guitarra que más te convenga.

El siguiente esquema, en el que desmenuzamos la anatomía del instrumento, te permitirá familiarizarte con el vocabulario propio de la luthería:




¿CUERDAS DE GUITARRA DE ACERO O DE NYLON?


Una guitarra folk con cuerdas de acero y una guitarra clásica con cuerdas de nylon no tienen el mismo sonido y las sensaciones al hacerse con la guitarra también son diferentes.

Cuerdas de nylon


Generalmente las cuerdas de nylon son más flexibles y suaves al contacto que las cuerdas de acero, que son más delgadas y duras y que requieren de un período de adaptación (el tiempo necesario para que se os haga callo en los dedos). Por otro lado, el mástil de las guitarras Clásicas es más grueso y por tanto más complicado de tocar que el de las guitarras Folk.
En términos de sonido, las cuerdas de nylon tienen un temperamento más íntimo y permiten abordar estilos como el clásico, el flamenco, la bossa nova, la canción francesa (Brassens) y eventualmente un poco de jazz.

Cuerdas de acero


Podemos considerar que las guitarras con cuerdas de acero, cuyo carácter es globalmente más brillante y potente (mejor proyección de sonido), son también más versátiles. Podrás abordar, con el mismo buen resultado, diferentes estilos: folk, country, rock, blues, jazz, canción francesa...



¿GUITARRA ACÚSTICA O ELECTROACÚSTICA?


Nos parece más que evidente que la inversión en una guitarra electroacústica puede considerarse una compra puramente funcional ya que no hay un gran interés en amplificar una guitarra que se emplea únicamente en el ámbito doméstico.

Por tanto, si no tocas en un grupo de música ni te subes a un escenario sería conveniente utilizar tu presupuesto íntegro en la compra de una guitarra acústica pura. Por el mismo precio la luthería será de mejor calidad y la guitarra sonará mejor, con más profundidad y más expresividad.

No obstante, si es imprescindible para ti tener una guitarra electroacústica, has de saber que actualmente todas las marcas venden sus modelos insignia en las dos versiones, acústica y electroacústic.

Diferencias entre guitarra acústica y electroacústica


La guitarra acústica utiliza su caja de resonancia para amplificar las vibraciones de las cuerdas y producir un sonido. La potencia de este sonido proviene de la caja de resonancia.

La guitarra electroacústica tiene unos pequeños sensores que detectan el movimiento de las cuerdas y lo traducen en una señal eléctrica. La potencia del sonido es mayor que en el caso de la guitarra acústica.

Para poder tocar estos dos tipos de guitarra al mismo tiempo, sin que el sonido eléctrico más potente enmascare totalmente el sonido acústico, utilizamos las guitarras electroacústicas. Por ejemplo en un concierto. La guitarra electroacústica es una guitarra acústica que integra en su caja de resonancia un micrófono en miniatura conectado a un amplificador y a un altavoz. Ésto permite obtener el sonido de una guitarra acústica con la potencia de una eléctrica..



¿GUITARRA CON MADERA MACIZA O LAMINADA?


Una guitarra puede estar fabricada íntegra o parcialmente con madera maciza o con madera laminada. La mayoría de guitarras acústicas de un nivel bajo-medio sólo tienen madera maciza en la tapa armónica.

Guitarra con madera maciza


Una guitarra de tapa sólida se construye pegando los cantos de dos piezas simétricas de madera, previamente cortadas mediante una técnica por la que la tabla bruta se corta por el medio como si fuera un libro.

- Ventajas: la guitarra evolucionará y mejorará con el tiempo
- Inconvenientes: una fragilidad que obligará a ser muy cuidadoso con el instrumento.

Guitarra con madera laminada


Una guitarra laminada está formada por una serie de chapas muy finas encoladas entre sí. La chapa superior será de una madera más noble para garantizar una estética adecuada.
- Ventajas: Los costes de fabricación son más bajos y la guitarra es más sólida
- Inconvenientes: el sonido está “petrificado” por la cola. No hay evolución posible



TIPOS DE GUITARRA ACÚSTICA


Sobre este tema podríamos escribir un libro entero. Desde hace más de un siglo los fabricantes de guitarra han desarrollado y propuesto innumerables modelos con el fin de responder a las exigencias de los guitarristas en registros musicales muy diferentes.

Sin embargo, hacia 1920 hay un replanteamiento en la fabricación de las guitarras, ya que las tradicionales y flexibles cuerdas de tripa son sustituidas por cuerdas de acero que generan una tensión mayor.
En este sentido, marcas como Martin, con sus modelos “00”, “000” o Gibson con sus imprescindibles Flat Top Round Shoulder J-45 y Super Jumbo J-200 son precursores que han establecido una serie de estándares de construcción en el campo de la guitarra Folk.

Guitarra clásica


Las guitarras clásicas, con cuerdas de nylon, se caracterizan por un tamaño de cuerpo relativamente compacto que las hace accesibles al público en general. El mástil, que tiene 12 trastes fuera del cuerpo, es bastante largo con un diapasón plano. Es el formato de referencia para la música Clásica, Bossa Nova, Jazz y Canción Francesa.

Guitarra Dreadnought


Es el formato más popular y extendido entre los guitarristas y su nombre proviene de un buque de guerra de la “Royal Navy”. Es una guitarra que potencia los sonidos graves y el volumen del instrumento, con el fin de que las guitarras acústicas “se escuchen” en un contexto de orquesta. Las Dreadnought son las guitarras de acompañamiento rítmico por excelencia, especialmente si se tocan con púa. El mástil, con el diapasón ligeramente abombado, tiene 14 trastes fuera del cuerpo.

Guitarra Jumbo


Concebida por Gibson para competir con la Dreadnought de Martin, el formato Jumbo es también uno de los más elegidos. Un cuerpo mayor amplía la potencia y profundidad del sonido. Con el fin de equilibrar las frecuencias, esta talla más amplia se asocia con el uso de la madera de arce, cuya densidad asegura agudos y medios-altos bien presentes. Las Jumbo son también buenas guitarras de acompañamiento rítmico.

Guitarra gran Concierto


También conocidas con las denominaciones “Parlor”, “00” o “Double-Oh”, las guitarras de tipo “Gran Concierto” están inspiradas en guitarras clásicas. Conocieron su mayor apogeo a finales del siglo XIX y hasta los años 50 y han sido ampliamente utilizadas por numerosos guitarristas de Blues, Folk o “Finger-picking”.
Las guitarras “Gran Concierto” son muy apreciadas por su brillo, su agradable ergonomía y una potencia sorprendente, teniendo en cuenta su pequeño tamaño. El modelo “00” de Martin es uno de los más representativos.

Guitarra Auditorium


La guitarra “Auditorium”, representada por el modelo “000” de Martin (Eric Clapton signature) es un formato intermedio entre el “Gran concierto” y el Dreadnought, con unas curvas menos pronunciadas que en éste último, lo que facilita el hacerse con ella. Muchas de estas guitarras poseen una tapa posterior convexa con el fin de aumentar el volumen del cuerpo sin afectar al confort. El resultado es un sonido muy equilibrado, como el de un gran concierto, pero con un volumen más alto y una respuesta en los graves mejorada. Es una muy buena alternativa que puede adaptarse a distintos usos: doméstico, escenario, estudio...

Guitarra Manouche


Se trata de guitarras con un sonido particular y a menudo provistas de un cutaway para facilitar el acceso a los agudos. Existen dos variantes: las de boca grande y las de boca pequeña. Las primeras se utilizan para el acompañamiento rítmico y las segundas para los solistas.



MADERAS EMPLEADAS EN LAS GUITARRAS


Cada especie posee su propia firma sonora e influye de forma evidente en la personalidad del instrumento. Sin entrar en consideraciones demasiado técnicas, hay que tener en cuenta que el factor más importante que los luthiers tienen en cuenta a la hora de elegir una u otra madera es la velocidad a la que ésta transmite las vibraciones y la energía. Sin embargo este factor será más o menos importante en función del elemento de la guitarra para el que se utilice (tapa armónica, tapa trasera, mástil, puente, etc).
Además una misma especie puede presentar niveles diferentes de calidad sonora y visual, lo que explica en parte la disparidad de precios entre instrumentos aparentemente idénticos.

Caoba (Mahogany, densidad 0,55 a 0,80) :


Se utiliza tanto en la fabricación de guitarras eléctricas como de acústicas. Está presente en la tapa posterior y los aros de la mayoría de guitarras Folk de cuerdas de acero, sea cual sea su precio. Es una madera que produce un sonido particularmente cálido y un sustain remarcable. Los graves son plenos, los medios sólidos y los agudos aterciopelados.

Cedro (Cedar, densidad media 0,56) :


Originalmente utilizado por los luthiers españoles en la fabricación de guitarras clásicas, la madera de cedro se ha hecho tremendamente popular en los últimos 30 años, sobre todo en la fabricación de tapas armónicas de guitarras de cuerdas de acero. Menos denso y más flexible que el abeto, es una madera blanda con una sonoridad amplia y aterciopelada pero, sin embargo, equilibrada, con sobretonos* (overtones) distribuidos por igual en el espectro de frecuencias y no concentrados en graves y agudos. *Un sobretono es cualquier frecuencia mayor que la frecuencia fundamental de un sonido.
Además estéticamente es muy atractiva (grano y tono).

Cerezo (Wild Cherry, densidad 0,58 a 0,61) :


Entre la Caoba y el Arce, el Cerezo se revela como una excelente opción para la fabricación de tapas posteriores y aros de guitarras de gama intermedia. Es utilizada frecuentemente por la marca Godin (acústicas Seagull, Art & Lutherie, Simon & Patrick ), conocida por la notable relación calidad-precio de sus productos.

Ciprés (Cypress, densidad media 0,45) :


Especie poco corriente, fundamentalmente reservada a las guitarras de flamenco.

Ébano (Ebony, densidad 1,03 a 1,19) :


Se trata de una madera de alta gama, extremadamente densa, utilizada a menudo en la fabricación del mástil, diapasón y puente de una guitarra. Posee una compresión y un brillo natural que aportan precisión al sonido.

Abeto (Spruce, densidad media 0,47 ) :


El abeto es la madera de referencia para la fabricación de las tapas armónicas de las guitarras acústicas (también utilizada en violines y mandolinas). Es su ratio rigidez-peso lo que induce una velocidad óptima del sonido.

Abeto Sitka (Sitka Spruce, densidad media 0,43 ) :


Variedad superior de abeto. Si consideramos la relación entre sobretonos y frecuencias fundamentales (un sobretono es cualquier frecuencia mayor que la frecuencia fundamental de un sonido), tiene un sonido potente y directo capaz de mantener la claridad cuando la guitarra se toca con intensidad (por el contrario, si la guitarra se toca de forma menos intensa, puede dejar una impresión de delicadeza en el sonido).

Arce (Maple, densidad 0.55 à 0,84) :


Esta especie se utiliza en la fabricación de mástiles, diapasones y tapas de guitarra eléctrica. En las guitarras acústicas se emplea en las tapas posteriores y en los aros.
Es una madera rígida y bastante densa que conduce particularmente bien las vibraciones, con un carácter cristalino y de agudos-medios presentes, adecuada para tocar en grupo y adaptada a los modelos electroacústicos (menos sensibles al efecto Larsen y al feedback).
Es también muy apreciada por su hermosa veta flameada (flamed), ondulada (quilted, curly) o moteada (birdseye)

Palisandro (Rosewood, densidad media 0,85 ) :


El palisandro es inevitable en la fabricación de guitarras acústicas de alta gama. Más densa y pesada que la Caoba (madera también muy común en la fabricación de guitarras acústicas), esta especie confiere una difusión rápida, una amplia gama de sobretonos (frecuencia más aguda que la frecuencia fundamental, que la completan y enriquecen), frecuencias bajas sólidas y complejas y una pareja de medios-agudos cristalinos y limpios.

Acacia Koa (densidad media 0,55 ) :


La madera Koa es una magnífica especie exótica, que mezcla el aspecto medio de la Caoba con el cristalino del Arce. Debido a su densidad, un guitarra nueva en Koa tenderá a sonar un poco “brillante” y “apretada”, pero con el tiempo su sonoridad se abrirá, se enriquecerá y se suavizará.

Ovangkol (densidad media 0,85 ) :


Pariente africano del Palisandro, el Ovangkol, con su estética a menudo favorecedora, posee unos medios plenos y unos agudos presentes pero menos prominentes que en el caso del Arce. La marca Taylor la ha empleado con éxito.

Sapele (densidad media 0,55 ) :


Se trata de una madera que puede reemplazar perfectamente a la Caoba. Tiene mucho sustain y la mayor parte de la gama de frecuencias con un brillo extra.


Bueno, pues ahora te toca a ti. Tómate el tiempo necesario para asimilar toda esta información y sobre todo déjate guiar por tus sensaciones y por tu “feeling”, ya que no hay nada más subjetivo que la elección de una guitarra !



Aprender a tocar la guitarra


Tienes diferentes opciones para aprender a tocar la guitarra folk. Obviamente, puedes aprender a tocar solo (Youtube es tu mejor amigo) o tomar clases con escuelas de música online. Si crees que un profesor es la mejor opción para ti, puedes tomar clases privadas en casa o clases grupales.


Utilizamos cookies para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación. Si sigues navegando, consideramos que aceptas su uso. más información.
Sí, entiendo